¿Cuantas veces habéis terminado con algún que otro dolor de cuello, espalda o con la vista cansada después de pasar varias horas frente al ordenador?

Eso se debe a los malos hábitos que adoptamos cuando estamos sentados delante de nuestro PC y a una distancia no adecuada frente al monitor.

Debemos tener en cuenta varias pautas sobre ergonomía para evitar estos posibles problemas físicos. Es imprescindible tener unos buenos hábitos saludables.

Desde KZgunea te proponemos una serie de consejos para evitar lesiones por sobrecarga por estar mal posicionado frente al ordenador. A continuación los hábitos saludables para trabajar con el ordenador.

¿Cuales son los hábitos saludables para trabajar frente al ordenador?

Habitos saludables

  • Adopta una postura correcta en la silla, con la espalda recta, en un ángulo cercano a 90 grados. Mantén la espalda pegada al respaldo del asiento.
  • Las rodillas y la cadera deben estar flexionadas también en un ángulo de 90 grados. Y los pies siempre deben estar apoyados en una superficie, con la planta de los pies apoyada completamente.
  • La pantalla debe estar por debajo de la línea de los ojos, con una distancia mínima entre los ojos y la pantalla de unos 55 cm, para que no tengas que subir o bajar la cabeza para verla.
  • Coloca el ordenador en una posición en la que no se aprecien reflejos en la pantalla.
  • Asegúrate de que los brazos forman un ángulo de 90 grados, manteniendo el antebrazo y la mano en línea recta. Las muñecas deben estar dobladas entre 10 y 20 grados hacia arriba. Para apoyarlas correctamente, entre el teclado y el borde de la mesa debe quedar un espacio aproximadamente de 10 cm. Apoya solo el antebrazo sobre la mesa, nunca el codo.
  • Coloca el teclado a la altura de los codos o incluso un poco por debajo.
  • Si usas portátil acostúmbrate a trabajar siempre sobre una mesa y utiliza un ratón externo, ya que con con el touchpad existen más probabilidades de que realices movimientos que a la larga resulten inadecuados.

https://youtu.be/ZYCKlBgbYP8

Si te habitúas a estos hábitos saludables tu salud te lo agradecerá.

Si te ha gustado este post puedes compartirlo utilizando los botones sociales de abajo. Gracias.

¡No olvides dejar tus dudas y comentarios en la sección correspondiente!

__________________________________________________________________________________________________________________

Otras entradas que te pueden interesar: