¡Hola amigos y amigas de KZgunea! ¿Qué tal estáis? Yo acabo de estar tomando un café con la cuadrilla para hablar de la salida al monte que hacemos todos los años. Resulta que Iñaki no va a poder venir esta vez y nos hemos apurado un poco. Él ha estado muchos años visitando esa zona y es el que mejor la conoce. Hasta ahora nunca nos habíamos preocupado de las rutas y sitios que íbamos a visitar, lo dejábamos todo en manos de Iñaki, hasta ahora….

Iñaki nos aconseja que usemos alguna aplicación para el móvil de las que hay para guiarnos por la montaña y automáticamente se me ha encendido la bombilla. Hace no mucho tiempo que hice un curso a distancia en KZgunea muy interesante llamado “Wikiloc. Crea y comparte tus rutas al aire libre”. No soy una experta, pero soy capaz de manejarla sin problema. En el mismo curso además se hablaba de una aplicación llamada “Worldsummits” que no he tenido ocasión de probar y me he ofrecido como guía oficial esta vez.

Como parece que el resto de la expedición no ha protestado ni se ha puesto nerviosa pienso que está de acuerdo y se dejará guiar por mí, ¡Que atrevidos! ¡Qué responsabilidad!

Mi intención es descargarme previamente desde la propia aplicación las rutas que vamos a seguir. Así, una vez allí, simplemente bastará con seleccionar la ruta y dejarnos guiar por el teléfono, tarea que Iñaki ha hecho gustosamente todos los años.

Una característica de esta aplicación que me encanta es que a través de la pantalla del móvil se pueden ver detalles e información de lo que tenemos delante (Picos, puntos de interés, rutas…).

Tenemos la posibilidad también de grabar nuestros paseos y después visualizarlos con todo detalle. Ruta realizada, kilómetros recorridos etc.

– ¿Y si nos perdemos o tenemos algún percance? – Pregunta Amaia…

Tampoco pasa nada. La aplicación tiene un botón que expresamente sirve para enviar una señal de socorro con nuestra posición exacta para que vengan a rescatarnos.

– ¿Pero y si nos quedamos sin batería en el teléfono? – Se le ocurre nuevamente a Amaia…

¡Anda!, no había caído en eso, tienes razón. Con Iñaki como guía bastaba con unos bocadillos, pero los móviles no funcionan con tortilla de patata así que tendremos que llevar baterías portátiles para no quedarnos sin batería. ¡Qué no se nos olvide!

Bueno, ya lo tenemos casi todo atado, después de zanjar el tema del guía podemos preocuparnos por otras cuestiones, como todos los bártulos que tenemos que llevar que tiene lo suyo. También le hemos prometido a Iñaki enviarle fotos y compartir todas las rutas que hagamos y a ver si el próximo año no nos falla.

Nos vemos a la vuelta ¡Hasta la próxima!